martes 19 octubre, 2021
InicioNoticiasPatinaron Zulia y Zamora

Patinaron Zulia y Zamora

56 views

No fue el mejor comienzo del Zulia FC y Zamora FC en el inicio de la Copa Libertadores 2017. Juan Arango, mítico jugador venezolano, por primera vez participa en el evento continental. (Foto/Afp)
No fue el mejor comienzo del Zulia FC y Zamora FC en el inicio de la Copa Libertadores 2017. Juan Arango, mítico jugador venezolano, por primera vez participa en el evento continental. (Foto/Afp)
No fue el mejor comienzo del Zulia FC y Zamora FC en la apertura de la fase de grupos de la Copa Libertadores de América 2017. Al contrario del Deportivo Anzoátegui y el Atlético Venezuela que ganaron en su primera presentación en la Copa Sudamericana, el once oriental en condición de local y el combinado capitalino como visitante; marabinos y barineses perdieron en su primera incursión ante los brasileños Chapecoense y Gremio, respectivamente.
En muy pocas ocasiones equipos venezolanos han logrado adentrarse en estos dos eventos de carácter continental, hasta cuartos de final como la mejor figuración en toda la historia. Y en esta edición, de inicio, otra vez los combinados criollos no las tuvieron todas consigo, su presentación frente a los amazónicos no estuvo acertada.
El choque Zulia FC y Chapecoense había despertado una expectativa especial, no sólo en Venezuela sino a nivel internacional, producto de lo vivido por el club brasileño en noviembre de 2016, la tragedia aérea cerca de Medellín donde el 95 por ciento del plantel, incluyendo jugadores, cuerpo técnico y dirigentes, perdió la vida al venirse a tierra el avión donde viajaban.
Un lleno espectacular de 45 mil espectadores presentó el estadio José Encarnación “Pachencho” Romero, una fiesta con posiciones encontradas para los aficionados; por un lado, ver el debut de su novel equipo en la justa continental de clubes y, por la otra, observar la reaparición, el volver de las cenizas como el ave Fénix de un plantel de fútbol que hasta hace un poco más de tres meses desapareció del mundo futbolístico a raíz del accidente aéreo.
Ya en el terreno de juego, con el inicio del partido todo cambió, cada quien torciendo por su equipo, especialmente la afición local, que al término de los 90 minuto no pudo saborear la dulce miel de la victoria, sino por el contrario, fue un trago amargo el que tuvieron que digerir, al salir derrotado el conjunto local por 1-2.
Un primer tiempo muy discreto, sin encontrarse el anfitrión en el terreno de juego, para cambiar un poco en el segundo periodo, luego del despertar un tanto de Juan Arango y con él el resto de jugadores, pero sin convencer en su funcionamiento.
La otra cara de la moneda, un feliz reencuentro con su fútbol y su afición, algo así como volver a nacer para la gran familia del Chapecoense brasileño, un recomenzar en su andar después de superar un infortunio que no estaba en la mente de nadie, menos de los familiares y amigos de cada uno de quienes perdieron la vida.
Apenas es la primera fecha de la justa libertadora, de allí que Daniel Farías y sus jugadores podrán enderezar las cargas más adelante, aunque no tienen nada sencilla la tarea, los otros dos rivales del Grupo 7 son el Nacional de Uruguay y el Lanús de Argentina.
Zamora tampoco pudo
Al bicampeón nacional le tocó en suerte verse las caras con otro club brasileño, el Gremio, campeón de la Copa Libertadores en los años 1983 y 1995 y uno de los favoritos para pelear el título de este año. Ganó sin problemas el combinado “amazónico”, un 0-2 sin atenuantes, para erigirse como líder del Grupo 8, en el que también están involucrados el Guaraní, paraguayo, y Deportes Iquique chileno. La tabla de posiciones luego de concluida la primera fecha está comanda por el propio Gremio y Guaraní que ganaron de visitantes.
Espera la afición marabina y barinesa la recuperación de sus equipos en el futuro inmediato, que no pasen sin pena ni gloria, como lo han hecho otros conjuntos nacionales a través de la historia de la magna justa continental de clubes.
Destacable el buen inicio del The Strongest boliviano, dirigido por el técnico venezolano César Farías, que ganó al Independiente Santa Fe de Bogotá por 2-0 en partido jugado en La Paz, Bolivia.
(Homero Duarte Corona)

- Advertisment -