Ciclismo y gimnasia, diplomados

Ciclismo

El ciclismo, en pista, y Jessica López en gimnasia, le dieron a Venezuela el tercer diploma olímpico en Río 2016. (Fotos/Afp)
El ciclismo, en pista, y Jessica López en gimnasia, le dieron a Venezuela el tercer diploma olímpico en Río 2016. (Fotos/Afp)

Redacción- El equipo venezolano de ciclismo de velocidad de pista ganó este jueves el tercer diploma olímpico para Venezuela en los Juegos Olímpicos de Río 2016.

Este diploma olímpico es el cuarto en la historia del ciclismo venezolano y el tercero, hasta ahora, logrado por Venezuela en Río 2016: Gabriel Maestre (boxeo) y Jessica López (barras asimétricas, gimnasia artística) suman los otros dos.
La selección, integrada por Ángel Pulgar, César Marcano y Hersony Canelón, se ubicó en el octavo lugar al marcar un tiempo 44 segundos con 486 milésimas (44.486) en el cuarto heat de la primera ronda, en la que fueron superados por el equipo de Gran Bretaña, que registró marca de 42.640.

Los británicos disputarán la medalla de oro ante los ciclistas de Nueva Zelanda, quienes lograron un nuevo récord olímpico al registrar un tiempo de 42.535. El bronce lo disputarán el equipo de Francia y Australia. Alemania se ubicó en quinto lugar (43.455), Holanda obtuvo la sexta plaza (43.552) y Polonia quedó en el séptimo lugar (43.555).

Venezuela avanzó a la primera ronda al cronometrar 44.263, tiempo con el cual mejoró su marca clasificatoria a Río de 44.654, alcanzada en el Campeonato Mundial de Ciclismo de Pista en Reino Unido.

Debut del tachirense Richard Vargas

Richard Vargas, primer venezolano clasificado a Río, compite hoy en la prueba de los 20 kilómetros marcha. (Foto/La Nación)
Richard Vargas, primer venezolano clasificado a Río, compite hoy en la prueba de los 20 kilómetros marcha. (Foto/La Nación)

Con el inicio del programa del atletismo llega el debut del tachirense Richard Vargas, quien toma parte en sus primeras olimpiadas, en la disciplina de los 20 kilómetros marcha, prueba que se disputará a partir de la una y 30 de la tarde, hora de Venezuela.

Vargas, primer clasificado por el país a los Juegos de Río, no abriga esperanza de medalla, sin embargo la expectativa es que logre ubicarse dentro de los primeros 20 de la carrera, en la que participarán 74 atletas en total.
“La opción de medalla está lejos. La idea es que pueda meterse entre los 20 mejores del mundo, con eso podríamos darnos por bien servidos”, dijo Luis Apolinar, entrenador de atletismo del estado.

El marchista, entrenado por la también tachirense Morelba Useche, ha tenido una preparación intensa y extensa en el Centro Nacional de Madrid, donde convergen grandes fondistas del mundo.

Richard, que clasificó a la prueba olímpica con tiempo de 1:22.24 en XIV Challenger de Marcha, celebrado en Río Mayor, Portugal, el 18 abril de 2015, ha logrado mejorar su tiempo; no obstante, enfrentará rivales complicados, entre ellos el ganador de Londres 2012, el chino Chen Ding, quien hace cuatro años se impuso con record mundial como añadido, con registro de 1:18.46.

Apolinar considera que las posibilidades de Vargas pasan por el aguante que tenga a las condiciones climáticas –humedad y temperatura- que rodearán la prueba, prevista para las 2 y 30 de la tarde en Río.
“Seguramente habrán muchas deserciones, esperemos que Richard no sea una de ellas y que pueda finalizar. Son sus primeras olimpiadas, estaremos ligándole, porque indiscutiblemente es un atleta de proyección”, sostuvo Apolinar.

Más venezolanos
Además de Vargas, otros tres venezolanos competirán en la primera jornada del atletismo olímpico. Ahymara Espinoza será la primera en saltar a la arena del Estadio Olímpico de Río, en la prueba de impulso de bala, cuya ronda clasificatoria está pautada para las 9:05 de la mañana. Espinoza saldrá en el grupo B.

En lanzamiento de martillo, Rosa Rodríguez buscará clasificación en el grupo A, en la prueba fijada para las 7 y 40 de la noche; mientras que Albert Bravo saldrá una hora más tarde, en la primera serie de los 400 metros planos. (MJS)

Natación con las manos vacías

Andreina Pinto, como el resto de nadadores venezolanos, no logró brillar en Río. (Foto/La Nación)
Andreina Pinto, como el resto de nadadores venezolanos, no logró brillar en Río. (Foto/La Nación)

La natación venezolana terminó su participación en los Juegos Olímpicos de Río, en donde registró una actuación más que discreta, con apenas la clasificación para dos semifinales en 10 eventos.

Andreina Pinto y Albert Subirats, los dos nadadores emblema del país, pasaron prácticamente desapercibidos en la justa acuática; mientras que Carlos Claverie y Cristian Quintero, llamados a liderar la generación de relevo, consiguieron al menos trascender en dos de las pruebas.

La sirena de Maracay, que anunció en la antesala de los juegos que Río serían sus terceras y últimas olimpiadas, estuvo lejos de figurar en las competencias que tomó.

En los 400 metros libre finalizó en la casilla 16, en los 200 mariposa ocupó el peldaño 23 y en los 800 metros libre, prueba que le dio la clasificación a la magna cita, disputada ayer, cerró en el puesto 12, con tiempo de 8.30.92. En Londres 2012 logró un diploma en esta prueba, al culminar octava en la final.

Albert Subirats ya no es lo que solía ser y hace rato está lejos del nivel con el que deslumbró en los Panamericanos de Guadalajara 2011.

“El Tornado Subirats”, como se le conoce en el mundillo acuático, perdió fuerza y en Río apenas pudo arrimarse al puesto 31 en los 100 metros espalda y 29 en los 100 mariposa, prueba de su especialidad. Así se despidió de sus cuartas olimpiadas.
Por su parte, Carlos Claverie logró la semifinal en los 200 metros pecho, en la que quedó octavo; en tanto que en los 100 pecho no paso de la ronda eliminatoria, en la que finalizó 30.

Cristian Quintero también logró avanzar a una semifinal, en los 200 metros libre, y finalizó octavo, en tanto que en los 400 metros libre hizo la casilla 33, en los 100 libre se ubicó 34 y cerró 44 en los 50 libre.

Púgil Albert Ramírez se despide en octavos
El púgil criollo Albert Ramírez cayó eliminado en los octavos de final de los 81 kilogramos, tras caer 0-2 frente al argelino Abdelhafid Benchablade, en una pelea con parciales muy cerrados, triple 28-29. Fue el debut y despedida para el púgil, que apenas competía en sus primeras olimpiadas.

La esperanza sigue puesta en Gabriel Maestre, que avanzó a cuartos automáticamente en la división de los 69 kilogramos, tras la incomparecencia de su contrincante en segunda ronda, el italiano Vincenzo Mangiacapre. Su próximo combate será el sábado a las 6:15 de la tarde.
(MJS)