El desgarrador monólogo de Jimmy Fallon sobre su amigo Kobe Bryant

Aunque Los Ángeles es una ciudad de más de 4 millones de habitantes, muchos de ellos se sienten muy cercanos, especialmente los ‘vip’. Por eso, la muerte de Kobe Bryant ha golpeado con dureza tanto a los más humildes como a las grandes estrellas. Uno de ellos, el presentador y cómico Jimmy Fallon, era un gran amigo del eterno ’24’ de los Lakers.

En el monólogo con el que arrancó su ‘Tonight Show’ tras el trágico accidente, recordó el día que se conocieron. Él empezaba su carrera en el humor, y Kobe, con sólo 17 años, acababa de llegar a la franquicia de los Lakers.

«Kobe era una fuerza vital, tan fuerte y creativo, e inspirador, que en mi cabeza pensaba que iba a vivir para siempre», rememora, antes de contar su primera noche como amigos.

«Conocí a Kobe cuando él tenía 17 y yo 21. Él era novato en los Lakers y yo acababa de empezar en la escena de la comedia en Los Ángeles. Estábamos en una fiesta, y como no conocíamos a nadie, empezamos a hablar. Yo le dije: ‘Hey, ¿tú qué haces?’. Y me contestó: ‘Juego al baloncesto’. ‘¿Dónde?’, le pregunté. Y me dijo: ‘Para los Lakers’. ‘Wow’. Él, entonces: ‘¿Y tú qué haces?’. ‘Soy humorista’… En fin, empezamos a charlar. Él me dijo que hacía poesía, conocí a su hermana…»

«Entonces el tipo que hacía la fiesta nos dijo que si alguien podía ir a por cerveza. Kobe, que tenía 17 años, no bebía, pero dijo que iba él. Me preguntó que si le acompañaba y le dije que vale. Ambos éramos nuevos en Los Ángeles, condujimos Sunset Boulevard hasta un Pink Dot (parecido a un 7-Eleven). Yo entré, intenté abrir la puerta y estaba cerrado».

Jimmy Fallon tenía 21 años cuando conoció a un Kobe Bryant de 17, que acababa de llegar a la NBA

«El tipo nos dijo: ‘Lo siento, pero no puedo venderos nada». Yo le dije: ‘Vamos, si sólo queremos unas cervezas que están ahí.’ ‘Ya, pero no puedo’. ‘Venga, si es muy rápido’. ‘Ya, pero esto no funciona así. Sólo hacemos envíos a domicilio, no podemos vender nada’. En ese momento, Kobe sacó su carnet, lo puso en el cristal y dijo: ‘Soy un Laker’. El tipo abrió la puerta y nos fuimos con cinco cajas de cerveza», contó Fallon, ante las risas de los presentes.

En ese momento, empezó la parte más dura, ante la que el conocido monologuista no pudo evitar echarse a llorar, roto por el dolor de perder a su buen amigo.

Tras recordar sus cifras como jugador de baloncesto, las lágrimas le empezaron a brotar. «A lo largo de los años recordamos aquella noche. Nos reíamos de todas las buenas cosas que nos habían pasado desde entonces. Y nos reíamos de cómo criábamos a nuestros hijos y de los errores estúpidos que hacíamos, intentando averiguar cómo ser buenos padres. Y Kobe tenía cuatro hijas y yo dos hijas. Hoy, él y una de sus niñas no están. Pero creo que conocía a Kobe lo suficiente que él superó cualquier reto excavando tan profundo para volver al trabajo. Así que honremos a Kobe, a Gianna, y a las otras vidas que perdimos ayer siguiendo su ejemplo», finalizó.

Al final, le dedicó un mensaje a las víctimas colaterales, los allegados a los Bryant. «Amor a tu familia, a tus compañeros y a cualquiera que estuviera en el gimnasio. A Vanessa y a todos los afectados por esta tragedia, os queremos y estaremos ahí para lo que necesitéis. Kobe, cuando nos encontremos de nuevo, nos iremos a por cervezas», finalizó.