martes 21 mayo, 2024
InicioFútbolLeeds United golea sin compasión a un desconocido Chelsea

Leeds United golea sin compasión a un desconocido Chelsea

63 views

El equipo londinense de Thomas Tuchel cayó derrotado de manera sorpresiva en la jornada 3 de la Premier League de Inglaterra ante el Leeds United.

El Chelsea no logró hacer su fútbol ante un Leeds muy atento a los fallos de los blues, entre ellos, una auténtica comiquita que realizó el portero Mendy cuando Aaronson le robo el balón de los pies y anotó el primer tanto del compromiso al minuto 33’.

Luego de esto, la desconcentración se adueñó del Chelsea porque apenas cuatro minutos más tarde caería el segundo gol del duelo por parte del Leeds, un tanto que llega desde un tiro libre colgadito y un cabezazo de Rodrigo al 37’, sin nada que hacer para el arquero blue.

Un equipo londinense que no lograba realizar su juego y que además, la suerte no parecía estar de su lado, pues los remates que tuvo, se fueron por fuera.

Transcurrían los minutos y se empezaba a complicar la situación para las aspiraciones de los campeones de la Champions League en la 2020-2021. Al 69’ Harrison la mandó a guardar para liquidar el compromiso y finiquitar el triunfo a favor del equipo dirigido por Jesse Marsch.

Con esta victoria, el Leeds se mete en la tercera casilla de la tabla de posiciones con 7 puntos y el Chelsea se coloca en el decimosegundo lugar con apenas 4 unidades.

 

Crónica

De repente, una cesión atrás, un mal control, demasiada duda y un regate temerario del portero Edouard Mendy fueron el principio del fin para el Chelsea en Ellan Road, depresivo y doblegado por sí mismo; por el entusiasmo del Leeds, subido al podio; por los goles de Brenden Aaronson y Rodrigo Moreno en un tramo de cinco minutos más allá de la media hora, desde el regalo del guardameta al testarazo incontestable del ariete español; y por las paradas de Illan Meslier, tan decisivo como los goleadores.

Una derrota preocupante para el grupo de Thomas Tuchel -en el banquillo porque su partido de sanción aún está en suspenso pendiente de la finalización del proceso-, pero también inimaginable tal y como era el desarrollo del partido con 0-0, cuando el conjunto londinense se había hecho con el control de cada sector, sin alardes, con alguna ocasión y dominador, aunque no contaba con el tremendo fallo del cancerbero que transformó todo.

Sus cuatro puntos en tres jornadas encienden una alerta que se agranda por el ritmo que impone el Arsenal en la cima de la clasificación, con nueve de nueve, ya cinco más que el Chelsea; un equipo de ráfagas, que demuestra más talento individual que funcionamiento colectivo, inconsistente en su portería, en su área, e inconstante en la otra, por más que su inicio prometió otro desenlace.

No fue suficiente su puesta en escena, con una oportunidad del desbordante Raheem Sterling a los 37 segundos; un gol anulado al atacante al borde del cuarto de hora, por el fuera de juego que invalidó la acción que inició Marc Cucurella, titular en el carril izquierdo, activo y poco decisivo; o, sobre todo, la ocasión que propuso Mason Mount, que aparentó el gol hasta la estirada magnífica de Meslier.

El Leeds apenas había tirado. Pero, de pronto, surgió la pifia de Mendy para el 1-0 de Aaronson, superada la media hora. Y después, sin aún haberlo asumido, el testarazo de Rodrigo Moreno, que remató el 2-0 en una jugada de estrategia botada desde el lado izquierdo por Jack Harrison. El cuarto gol en tres jornadas del delantero internacional español, el mejor goleador de este inicio de la competición que reaviva la llama de la selección, con la que no juega desde noviembre, cuando se acerca el Mundial de Qatar 2022. Todo en cinco minutos, del 32 al 37, entre la zozobra y la incredulidad del Chelsea, doblegado sin intuirlo.

No volvió a tirar el conjunto londinense en todo el primer tiempo. Sí algo en el comienzo del segundo, cuando retocó su sistema y renovó su ofensiva. No le quedaba otra. No acertó Marc Cucurella, con un remate fallido, ni tampoco Conor Gallagher, debutante como titular en los ‘blues’, al que se cruzó de nuevo, sensacional, el portero Meslier, como lo había hecho en el primer acto a Mason Mount y como lo hizo otra vez un rato después, frente al derechazo de Reece James que tocó lo justo para sostener el 2-0 para su equipo.

Antes del golpe definitivo del Leeds, que sentenció el choque con el gol de Jack Harrison, esta vez asistido, con los papeles cambiados respecto al 2-0, por Rodrigo Moreno para demostrarle a Thomas Tuchel que la derrota no fue una simple cuestión del error de Mendy, sino una combinación de despropósitos de la que no fue capaz de reponerse jamás en Ellan Road. Son sólo cuatro puntos en tres jornadas, sin un solo gol de ninguno de sus delanteros. Y con Koulibaly, decepcionante, expulsado al final. César Azpiilicueta jugó los últimos cinco minutos. Siete puntos suma el Leeds, capitaneado por Rodrigo, en el podio e invicto.

- Advertisment -