sábado 24 octubre, 2020
Inicio Noticias Venezuela a vencer o morir en Lima

Venezuela a vencer o morir en Lima

10 views

Selección Nacional
Selección Nacional

Después de cuatro fechas sin poder sumar el primer punto, Venezuela saldrá este jueves santo al estadio Nacional de Lima en busca de vencer o morir ante su similar de Perú, un partido que significa todo o nada para la Vinotinto en la eliminatoria Sudamericana de cara al Mundial de Rusia 2018.

Ni de local, tampoco de visitante el colectivo dirigido por Noel Sanvicente ha podido salir con la frente en alto, solo derrotas en las cuatro fechas jugadas, una de las campañas más pobres en la historia de una eliminatoria mundial para los colores patrios.

“Borrón y cuenta nueva”, vieja frase a la que se pudieran aferrar los 23 jugadores convocados y el cuerpo técnico encabezado por Noel Sanvicente, con miras a la doble tanda del 24 y 29 de marzo en la capital peruana y en la llanera Barinas, compromisos de pronósticos reservados, antagonistas de mucho recorrido en el concierto continental y mundial.

Del grupo de 23 convocados para este nuevo periplo, el primero de 2016, lo que será la quinta y sexta fecha, 11 son integrantes de combinados nacionales y 12 militan en clubes del exterior, algo inédito, que no ocurría hace tiempo, pues siempre se imponía el grupo de los legionarios.

El problema surgido previo a la tercera y cuarta fecha, un conato de “rebelión” por buena parte de los jugadores más importantes, producto de las declaraciones del seleccionador nacional, quien hizo señalamientos directos contra sus propios dirigidos, alegando falta de “profesionalismo y amor por la casaca nacional”, trajo consigo el pronunciamiento de algunos de los propios protagonistas, incluso con la amenaza de varios de ellos de no seguir defendiendo la camiseta Vinotinto.

180 minutos de vida o muerte

Los primeros 90 minutos, lo que será una especie del primer round, programado para este jueves en Lima, un escenario donde Venezuela en siete visitas de fases eliminatorias apenas ha logrado sumar un punto, un 0-0 en 2004; y, en esta ocasión encuentra a un rival urgido de sumar, apenas tiene 3 unidades de 12 posibles, alcanzados frente a Paraguay, ahí mismo, donde se jugará el jueves 24 de marzo.

Un salto de Lima a Barinas, la capital del estado del mismo nombre, donde el martes 29 de marzo, en horario nocturno, estadio “Agustín Tovar” La Carolina, un segundo lance con un intervalo de apenas 5 días, contra un antagonista de mayor peso que el anterior, un seleccionado chileno que viene de ser campeón de la Copa América 2015 en su propio territorio.

Pero hay algo más grave para las pretensiones de Noel Sanvicente y el elenco de jugadores vinotinto, Chile, nación futbolera por excelencia, jamás ha perdido en suelo venezolano, de las últimas 5 victorias, 4 han sido en fila y 1 empate.

Cualquier resultado negativo en uno u otro partido, será el adiós definitivo de Venezuela de esta eliminatoria para la Copa Mundo de Rusia 2018; no haber sumado en las primeras cuatro fechas dejó a la Vinotinto con la espada en el cuello, con un pie en el vacío, sin margen de error, obligada a ganar todos los encuentros de local que restan y sumar la mayor cantidad de puntos de visitante, una misión prácticamente imposible.

No obstante, ingresando en lo hipotético, lo que pudiera una victoria, o mínimo un empate en territorio “Inca”, le representaría a Venezuela un gran halo de optimismo, salir ante Chile con la moral en todo lo alto en busca de una victoria, la sumatoria de 6 o 4 puntos como mínimo, que sirven para lavar la cara de una selección nacional que está en crisis, ubicada en la última casilla de la tabla de posiciones sin ningún punto.

No cabe la menor duda que el estratega Sanvicente tiene un grupo humano de calidad y profesionalismo, tanto los que juegan en el fútbol local como los que lo hacen en el exterior; sin embargo el gran secreto está en seleccionar los once abridores para el choque del jueves e igual para el próximo martes.
Hay jugadores claves que tienen la titularidad asegurada, entre ellos el arquero Alain Baroja (AEK-Grecia); el lateral derecho Roberto Rosales (Málaga-España); el defensor central Oswaldo Vizcarrondo (Nantes-Francia); Tomás Rincón (Genoa-Italia); Luis Manuel Seijas (Santa Fe-Colombia) y Salomón Rondón (WBA-Inglaterra).

Los otros 5 quedan a potestad del propio cuerpo técnico, dependiendo de cómo lea cada compromiso, el peso de los dos rivales y la característica de visitante y de local.

Hay jugadores nuevos que han sido convocados, que están rindiendo una enormidad en sus clubes, entre los que destacan Juan Pablo Añor (Málaga-España) y Adalberto Peñaranda (Granada-España), ambos atacantes y Carlos Cermeño (Deportivo Táchira) a quienes se suman elementos de experiencia como Alejandro Guerra, figura en el Atlético Nacional de Colombia; Rómulo Otero (Huachipato-Chile) y Rómulo Otero (Huachipato-Chile).

Le queda mucha oración y entrega a jugadores y cuerpo técnico de la selección patria en esta Semana Mayor, aferrarse a la fe cristiana y pedirlo al Cristo Redentor que los ilumine y les de mucha fuerza e igual para el martes 29 de marzo, cinco días después de la resurrección de hijo de José y María. (Homero Duarte Corona)