Inicio Noticias Teddy Riner, la gran estrella del judo, sufrió su primera derrota en...

Teddy Riner, la gran estrella del judo, sufrió su primera derrota en 9 años

Teddy Riner, la gran estrella del judo, sufrió su primera derrota en 9 años

Doble oro olímpico y diez veces campeón mundial, el francés quedó eliminado en un torneo que se disputó en París. Llevaba 154 combates sin perder.

Sorpresa mayúscula en el judo a menos de seis meses para los Juegos Olímpicos de Tokio 2020​: Teddy Riner, que aspira a una tercera medalla dorada en la capital japonesa, perdió este domingo por primera vez en más de nueve años. Fue por la tercera ronda del Grand Slam 2020 de París. Sí, en su propia casa.

El japonés Kokoro Kageura, por ippon en la prolongación, puso término a una interminable serie de 154 combates consecutivos ganados por el vigente doble campeón olímpico de los pesos pesados y diez veces campeón del mundo.

Riner, nacido en la Isla de Guadalupe hace 30 años, no besaba la lona desde el 13 de septiembre de 2010. El gigante, de 2,04 metros de altura, es una leyenda sobre el tatami.

Cuando parecía invencible, esta derrota pone en cuestión una tercera medalla de oro para el galo en la cita de Tokio luego de sus coronaciones en la categoría de más de 100 kilos en Londres 2012 y Río de Janeiro 2016.

Riner tiene también una medalla de bronce que ganó en Pekín 2008 cuando apenas asomaba en el deporte del tatami.

Sólo el japonés Tadahiro Nomura, en peso ligero, logró hasta el momento coronarse como triple campeón olímpico de judo (1996, 2000 y 2004).

Pese a la derrota, Riner hizo gala ante los periodistas de su habitual buen humor y se tomó la derrota con una «actitud positiva».

«Si me hubiese pasado en los Juegos, estaría molesto. Es mejor que ocurra ahora. Aún hay tiempo, quedan cinco meses de preparación», desdramatizó.

«Y tengo ganas de decir aún otra cosa: me he liberado de una presión, el de contar los combates para tratar de alcanzar a (el récord de) Yamashita (203 victorias).

«Hay que entender lo que ha pasado, lo que ha faltado, qué es lo que no funciona», concluyó el francés, obligado ahora a «volver a trabajar» duro de cara a los Juegos.

AFP

Salir de la versión móvil