sábado 12 junio, 2021
InicioNoticiasTáchira se reagrupa

Táchira se reagrupa

482 views

Deportivo Táchira retoma hoy los entrenamientos con todo el plantel y Santiago Escobar al frente. (Foto/Cortesía DT

Santiago Escobar y parte de su cuerpo técnico, así como los jugadores Sergio Córdova y Víctor Aquino, aprovecharon los últimos días de la semana pasada para reencontrarse con sus familiares en sus países de origen, luego de que les fuese concedido un permiso a propósito de la ‘para’ de 15 días en el campeonato nacional y como un desahogo para los foráneos a la crisis social y política que atraviesa Venezuela.
Yuber Mosquera, cuya salida hacia el Once Caldas fue descartada, fue el único foráneo que no viajó y se mantuvo con el resto del grupo entrenando bajo las órdenes del asistente Adolfo Monsalve y preparador físico Miguel Acero.
El lapso de cuatro o cinco días llegó a su fin y ahora es momento de la reagrupación del plantel, que hoy espera retomar los entrenamientos en la cancha alterna de Pueblo Nuevo con la mayor normalidad que sea posible.
Preparar el partido frente al Atlético Venezuela es lo que ocupa al Deportivo Táchira, que aspira poder resarcir los daños del empate ante Socopó y sumar completo frente a su público, en el segundo partido como local que tendrá el equipo de manera consecutiva.
En el análisis tras el partido frente a Socopó, Santiago Escobar reconoció que sus dirigidos no consiguieron los espacios para llegar con claridad al arco contrario, destacó la defensa del rival y habló de la sensibilidad con el balón que todavía deben desarrollar los suyos; en la medida que esto último mejore, “seguramente vamos a marcar”, vaticinó el entrenador colombiano.
“Tenemos 15 días para trabajar el próximo partido en casa, el profe sabe lo que debemos trabajar”, dijo por su parte Edgar Pérez Greco, consciente del problema que podría suponer a la larga la pérdida de tres puntos en casa.
El jugador destacó el rendimiento que tuvieron como grupo, aunque en sintonía con la evaluación de Sachi, reconoció que hay fallas en la definición que deben ser corregidas. El equipo erró en tiros desde la media distancia y no tuvo sincronía para el último puntazo cuando hubo centros al área.
El tiempo se hace cortó y apremiante cuando de mejorar se trata, pero es el reto y Deportivo Táchira no lo elude.
Enfrentar al Atlético Venezuela y en Pueblo Nuevo es una oportunidad casi de oro para pulir los detalles antes de que el comiencen a venir los rivales de mayor exigencia, como Deportivo La Guaira, que recibirá a Táchira justo en la cuarta fecha.
Aunque es probable que en este semestre Deportivo Táchira no agote tantos esfuerzos en afianzarse en un liderato que no le da garantías de título, como sucedió en el torneo pasado; ir de menos a más, reservar su puesto al octogonal y conseguir allí su máxima expresión de rendimiento será el objetivo, con el título y boleto directo a Libertadores como el principal norte.
De momento, Táchira, con cuatro puntos, es sexto en la clasificación general, que comanda un sorpresivo Estudiantes de Mérida con seis.
Ferraresi, prácticamente ido 
Deportivo Táchira tuvo un respiro -en lo estrictamente futbolístico- con el fin de las negociaciones por la ficha de Yuber Mosquera con el Once Caldas. Con el jugador asegurado en sus filas, ahora habrá mayor libertad en lo que a Nahuel Ferraresi respecta.
El central mundialista tiene las horas contadas en Táchira y su futuro se lo disputan tres clubes: uno portugués, cuyo nombre se mantiene bajo llave; el Manchester City inglés y el Boca Juniors de Argentina.
Se dice que las negociaciones por el joven vinotinto están bastante encaminadas aunque no se sabe con cuál de estos tres equipos, sobre todo cuando cada uno ofrece diferentes oportunidades al chico y al equipo.
Ya se ha hecho público y notorio, de voz del propio vicepresidente del equipo, Jhonny Suárez, que la oferta que más conviene al jugador, por el proyecto que tienen para él, es el del secreto equipo portugués, aunque al parecer la mejor oferta económica la presenta el City, sólo que las oportunidades de proyección y crecimiento del jugador en este son limitadas.
Las pretensiones del Boca Juniors son más modestas. La doble nacionalidad de Ferraresi constituye un atractivo para el club xeneize, que podría potenciarlo y luego mostrarlo como una joya en su vitrina.
La decisión final pasa por el convenio entre todas las partes y todo apunta a que equipo y jugador -en este caso su padre, Adolfo Ferraresi- coinciden en que la mejor opción es cruzar “el charco”.
(María José Salcedo)

- Advertisment -