Se agarraron a golpes: patada criminal desató una batalla campal entre jugadores en Argentina

Unión de El Jagüel vencía al SAT argentino por la Liga de Luján, cuando tras una dura entrada de uno de los jugadores se armó una gresca entre los planteles de ambos equipos.

Minutos de tensión y suspenso se vivieron el martes en el fútbol argentino, luego de que desatara una batalla campal entre los jugadores del Unión de El Jagüel y el Sindicato Argentino de Televisión (SAT) por la final de la Liga de Luján. Un jugador se barrió muy fuerte contra un rival, y esto provocó una riña descontrolada.

Tal y como se puede apreciar en las imágenes difundidas por el Diario Olé de Argentina, un futbolista del SAT se mandó con una patada criminal que dejó tendido a la víctima con evidentes muestras de dolor. Acto seguido, compañeros del jugador del Unión de El Jagüel encararon a sus adversarios por tan temeraria acción.

A esas alturas del partido, el encuentro entre ambos conjuntos iba 4-1 a favor del Unión de El Jagüel. Lucas Torres, volante del SAT que cometió la falta que desencadenó la batalla campal entre ambos planteles, tenía un antecedente similar en 2016, cuando golpeó a un árbitro en la Primera D.

Segundos después de la polémica jugada, lejos de hacer las paces o pedir disculpas, los jugadores de los dos equipos se empezaron a repartir golpes y puños por todos lados, hasta que los futbolistas se retiraron hacia los vestuarios.