En Barcelona se ríen: Zidane, el más listo de la clase, huyó del marrón que él mismo había pronosticado 

Zidane, el más listo de la clase
Zidane, el más listo de la clase, huyó del marrón que él mismo había pronosticado 

El sitio Fcbarcelonanoticias se mofa de la situación actual del Real Madrid, afirmando que el técnico francés ya sabía la debacle que se venía y picó adelante antes de que todo estallara en sus manos. Así lo reseña.

Zinedine Zidane llegó, besó el santo y se fue después de ganar tres Champions League consecutivas. El día en el que se marchaba, ya pronosticó que el Real Madrid no estaba preparado para seguir ganando como hasta esa fecha.

El Real Madrid está tocando fondo como hacía muchísimo tiempo que no hacía. El año 2018 terminó con la victoria en el descafeinado Mundial de Clubs, pero la vuelta a la realidad liguera ha sido muy dura para el equipo blanco: empate ante el Villarreal y dolorosísima derrota en el Santiago Bernabéu contra la Real Sociedad.

Parece que ahora, el actual campeón de la Champions League está acusando los duros golpes que se llevó en el pasado mercado de fichajes de verano.

El club perdió a Cristiano Ronaldo pocos días después de hacer lo propio con Zinedine Zidane. Parece que ambos veían venir el marrón desde lejos y quisieron bajarse del barco cuando el agua acechaba a los primeros compartimentos.

No hay dudas: el técnico francés fue el más listo de todos. El técnico francés, consciente de que los triunfos habían llegado más por su flor que por la forma de jugar del equipo, se olió lo que estaba por venir. De hecho, lo dijo el día de su despedida: “Quiero terminar cuando todo va bien. Ya lo hice como jugador. No veo tan claro seguir ganando y hay que hacer un cambio”.

Y acertó. El Real Madrid decidió dejar en ropa interior a la Selección Española anunciando un acuerdo con Julen Lopetegui pocos días antes del comienzo del Mundial. Y le salió rana. El técnico vasco recogió el testigo de Zidane pero al parecer, al equipo se le había ido el alma y las ganas de ganar. Pero el máximo se3ñalado fue el técnico, que acabó cesado.

Solari confirma que el problema no era Lopetegui
Ahora, Santiago Solari está evidenciando que Lopetegui no era el centro de los males del Real Madrid. El argentino no mejoró el juego del equipo y, aunque cosechó buenos resultados al principio, vuelve a estar fuera de los puestos de Champions League. Faltan ideas, falta fútbol y falta esa ‘flor’ que Zidane sí tenía para sacar adelante los partidos.

Con Zidane en el banquillo, el Real Madrid era capaz de ganar tanto cuando el equipo jugaba bien como cuando se arrastraba por el campo. A veces gracias a Cristiano Ronaldo y otras por la pegada de sus compañeros, pero se ganaba. La famosa flor del técnico francés fue arrancada del Santiago Bernabéu y sustituida por malas hierbas. Habrá que ver como termina la temporada antes de la revolución.