Boxeo: se desvaneció en pleno veredicto de la pelea y se debate entre la vida y la muerte

1779

El argentino Hugo Santillán sufrió un traumatismo de cráneo y se mantiene en estado de gravedad, producto de la pelea con el uruguayo Eduardo Abreu

Momentos de tensión se vivieron en el ring del Club Atlético San Nicolás, de San Nicolas, ciudad de Buenos Aires. Y es que el boxeador Hugo Santillán se desvaneció en pleno veredicto de la pelea que sostuvo con el uruguayo Eduardo Abreu.

Producto del combate realizado el último sábado, el argentino Hugo Santillán se desvaneció y no alcanzó a escuchar la decisión completa de los jueces, que finalmente determinaron un empate en la contienda.

Hugo Santillán, de 23 años, se desmayó y estuvo tendido en la lona por varios minutos. El pugilista recibió asistencia médica y le aplicaron oxígeno. Tras ello, el deportista fue trasladado de gravedad a un hospital de San Nicolás.

«Nosotros pensábamos que era un tema de la presión. No pensábamos que era tan crítico. Tuvieron que operarlo por una inflamación en la zona del cerebro. Sufrió dos paros cardíacos: uno durante la operación y otro estando en terapia intensiva», indicó el padre de Santillán, al canal argentino, Todo Noticias.

«No tenemos seguridad de nada, pero está en manos de Dios y sé que va a estar ahí para que salga adelante», agregó Santillán, este lunes.

 

Mala jugada del destino

Hugo Santillán no tenía en sus planes enfrentar el sábado pasado al uruguayo Eduardo Abreu por el título latino ligero del Consejo Mundial de Boxeo. Pero un cambio en la programación de la velada que se celebró en San Nicolás le abrió las puertas para ir en la búsqueda de un nuevo cinturón. Y él aceptó el desafío, sin saber que esa pelea que no estaba destinado a protagonizar le propinaría el golpe más duro de su carrera y de su vida.

El santafesino de 23 años continúa internado en grave estado tras desvanecerse apenas se conoció el fallo de empate del combate para el que había firmado contrato apenas lo tentaron con la idea.

Es que originalmente la pelea de fondo de la jornada iba a ser un choque entre pesos pesado, que se terminó cayendo. La de Abreu, planificada como semifondo, pasó a ser la atracción principal de la noche.

El uruguayo puso en juego su título de campeón latino y decidió buscar un nuevo rival, de mayor jerarquía que el boxeador al que originalmente iba a enfrentar. Así apareció en escena Santillán.

“Está en manos de Dios”, aseguró su padre

El boxeador Hugo Santillán sigue peleando por su vida luego de desvanecerse mientras esperaba el fallo de su pelea contra el uruguayo Eduardo Abreu por el título latino plata ligero del Consejo Mundial de Boxeo (CMB).

El santafesino permanece internado en la sala de terapia intensiva del hospital de San Nicolás y su estado de salud sigue siendo delicado, aunque tuvo una pequeña mejora en las últimas horas.

«No tenemos seguridad de nada, pero está en manos de Dios y sé que va a estar ahí para que salga adelante», señaló este lunes por la mañana el padre del deportista en diálogo con Todo Noticias.

«Nosotros pensábamos que era un tema de la presión. No pensábamos que era tan crítico», explicó al tiempo que reconoció que con el correr de las horas volvieron a tener esperanzas porque, según explicaron, los médicos «está evolucionando».

Y agregó: «Tuvieron que operarlo por una inflamación en la zona del cerebro. Sufrió dos paros cardíacos: uno durante la operación y otro estando en terapia intensiva».