martes 7 diciembre, 2021
InicioNoticiasBasura, indolencia y abandono decoran al Parque Metropolitano

Basura, indolencia y abandono decoran al Parque Metropolitano

156 views

Los contenedores se quedan cortos para la basura que abunda en la zona. (Foto/Omar Hernández)

A lo largo de los años, en el desarrollo de la región, el Parque Metropolitano ha servido como escenario idóneo para que el tachirense pueda tener un espacio dedicado y diseñado para su esparcimiento, recreación y práctica deportiva. Las diferentes y múltiples áreas que en él hay ofrecen los elementos necesarios para complacer los delicados enfoques que el visitante solicita.

Es común visualizar allí a personas de todas las edades, desde los más chicos hasta adultos mayores. La familia tachirense y grupo de amigos se reúnen dentro del parque para montar reuniones con la finalidad de compartir, pasar ratos amenos e incorporar al deporte y la recreación en su rutina diaria.

Lastimosamente, actualmente, el Parque Metropolitano no muestra su mejor cara, si bien se puede decir se encuentra padeciendo una enfermedad social denominada desidia o abandono. Lo que eran hermosas y despejadas caminerías, ahora se encuentran cubiertas por la maleza y basura, dejando un escaso espacio para transitar.

Otro factor es la ausencia de los organismos de seguridad, pues no se observa la presencia de ningún efectivo competente hacia el orden público del estado, lo que hace que el visitante acuda bajo su propio riesgo y protección.

En ese sentido, varias personas se acercaron al equipo reporteril de Diario La Nación para clamar por seguridad, pues -aseguraron- en varias ocasiones han sido víctimas del hampa, es decir, han sufrido atracos y robos a sus pertenencias. Incluso, también la estructura del parque ha estado sometida a vejámenes y hurtos, entiéndase sistema eléctrico y de alumbrado.

Basura por doquier

La basura es una constante visitante del Parque Metropolitano, pues por cualquier parte se pueden observar bolsas, recipientes, entre otros desechos inorgánicos. A pesar de haber contenedores ubicados estratégicamente, la basura los rebosa y rodea, semiología de que el lugar no es sometido a mantenimiento salubre con frecuencia.

Culpabilidad 

Si bien hay que reconocer que es el Estado el encargado de velar por el mantenimiento y seguridad del Parque Metropolitano, pues es quien tiene los recursos y personal humano necesario y capacitado para la optimización y regular funcionamiento del parque, también hay que reconocer, lamentablemente, la indolencia y desapego hacia el arraigo popular que el tachirense tiene, pues es el propio visitante quien se encarga de botar desperdicios en lugares no autorizados para ello.

Quizás sea cuestión cultural, comportamiento envidiable en otras sociedades, que van desde lo más mínimo hasta lo máximo; desde recoger los desechos fecales de los perros (cosa que no sucede en el Metropolitano, pues eso abunda allí), hasta depositar la basura en sus respectivos contenedores y de manera clasificada.

Aspectos que podrían mejorarse con más presencia de entes públicos, como Inparques, Ministerio del Poder Popular para el Deporte (Mindeporte), Gobernación del estado Táchira, Alcaldía de San Cristóbal, Policía Nacional Bolivariana, Policía del estado Táchira y Policía Municipal.

Tampoco se pueden desligar de ello los demás entes públicos, que podrían obedecer a su labor social, mismo renglón con el que debe cumplir la empresa privada, que también puede colaborar con jornadas de limpieza y concienciación al ciudadano. Charlas, campañas y la presencia de personal que vele por ello en el Metropolitano, podrían ser las herramientas que mermarían un poco este abandono por el que atraviesa el parque.

(Favio Hernández)

- Advertisment -