Futbolista infantil es sancionado por dos años por propinar un cabezazo a un rival

Un futbolista de categoría infantil ha sido sancionado con dos años de suspensión para la práctica del fútbol por agredir a un contrario, al que propinó un cabezazo en la cara. Este acuerdo fue adoptado por el Comité de Competición y Disciplina Deportiva de la Federación Interinsular de Fútbol de Las Palmas y corresponde al incidente registrado en el partido Guiniguada Apolinario A-Atlético Fomento A disputado el pasado 9 de marzo.

Tal y como lo reseña Marca En la resolución emitida, el comité disciplinario indica que el sancionado, futbolista del Guiniguada Apolinario, es autor responsable de una infracción muy grave prevista en el artículo 48 del Reglamento Disciplinario de la FCF (Federación Canaria de Fútbol), que contempla penas entre 2 y 4 años de suspensión “al que agrediese a otro llevando la acción inequivoco propósito de causar daño y originando el hecho lesión de especial gravedad, tanto por su propia naturaleza como por el tiempo de baja que suponga”.

 

La agresión tuvo consecuencias lesivas, ya que se tradujo en contusiones en cara, cuello y cuero cabelludo, según consta en el parte médico aportado por el perjudicado.

Entiende el Comité de Competición que la conducta del jugador del “Guiniguada Apolinario A” merece el reproche sancionador previsto en el artículo 48 del Reglamento Disciplinario en aras de la protección de los valores competicionales, que consagran el juego limpio y el debido respeto entre contendientes.

La prueba videográfica obrante en el expediente no hace sino confirmar lo consignado por el colegiado en el acta del encuentro, reforzando así la presunción de veracidad del acta arbitral.

Además, el Comité sanciona a un futbolista del equipo rival (Atlético Fomento A) con un encuentro de suspensión por una infracción grave del artículo 79 del Reglamento Disciplinario por agredir (intentar dar una patada por la espalda) al futbolista sancionado con dos meses de suspensión.

Por otra parte, el Comité sanciona al club Guiniguada Apolinario A con seis meses de suspensión, imponiéndole asimismo multa por importe de cien euros por la comisión de una infracción grave prevista en el artículo 60, apartado 2, del Reglamento Disciplinario de la Federación Canaria de Fútbol.